Se produjo un error en este gadget.

domingo, octubre 09, 2005

El país Fútbol

El Fútbol es la nueva religión de Argentina. Su Mesías, profeta, dios y santo, todo junto, el Diego, renace de sus juegos con la muerte y encabeza esta ofensiva final, made in siglo 21.

Su aliado de siempre, obvio, es el poder (como en 1978, por ejemplo). Ahora el Poder se llama Peronismo (que va por el 75% de rating electoral).
Pero ahora es el fútbol el que coloniza la política, instrumenta a la política porque el centro del poder se ha desplazado.
Y Maradona, al fin, es el sorpresivo destinatario y capitalizador de la consigna “que se vayan todos”: Todos se quedan, pero bañados por la nueva luz, puros, renacidos de la nada como aves fénix , tabulas rasa, vírgenes de la política. Ex gobernadores presidentes, expresidentes que serán senadores, etc. Todos necesitan de Su luz. (Un niguneo del Diego te hunde en el ignominioso 1% de votos, una palmadita, una sonrisa a tiempo,y ya tenes asegurado tu 5% para entrar al Congreso).
Lo veremos en 2007: Maradona Gran Elector.

Los nuevos aliados del Dios Diego: el Rock, la TV.

El Rock que lo presenta de la mano de Bersuit, Piojos, o quien sea como el Redentor, al grito unánime de “el que no salta es inglés”. Porque no vaya a creer que el enemigo acá es la dictadura militar, acá el enemigo es Inglaterra – ese ampuloso pais que inventó el Parlamento y derrotó a los nazis- y su pretensión inadmisible de quejarse por la Mano de Dios.

El Rock ya importó cosas del fútbol : la bengala, el Pogo, el machismo, la pelea, los códigos, los duros contra los blandos, el “no importa la música loco, importa el clima de la tribuna”, una réplica del boquense “jugamos mal, loco, pero que importa, le ganamos a River”. Falta un poco más de homosexualidad reprimida (ese destino natural del machismo de vestuario, de cuartel y de seminario...) y la completamos.

Otra zona de colonización es la tele. Ahí Maradona despliega su nueva condición de Conductor, convocando a la corte universal de famosos al besamanos correspondiente. Le besan la Mano, no cualquier mano. Le aplauden sus confesiones (“Sí, les metí el gol con la mano, se lo merecían, son ladrones”), su extraña y negadora paternidad, en fin, Dios todo lo puede, hacete amigo de Dios.

El Fútbol, entonces, no es instrumento sino eje del poder, del nuevo poder del siglo 21 en Argentina.

¿Que le queda por invadir al fútbol? : la ciencia ( la literatura ya lo está de la mano de tantos escritores que relatan tristes partidos de domingo como si fueran epopeyas libertarias).

Vamo por la ciencia villera-rockera-fubolera, aguante lo microbio

No hay comentarios.:

INTERNET LIBRE

INTERNET LIBRE
LIBRE ACCESO A LA WEB EN CUBA!