Se produjo un error en este gadget.

viernes, mayo 25, 2012

El arte de izquierda




La izquierda cultural domina el arte narrativo (literatura, teatro, cine) desde hace 150 años. Desde Dickens en adelante. Su éxito es en ese campo demoledor. Siempre atraerán las historias basadas en la lucha contra la explotación.
La pregunta es si eso es arte, o si todo el arte debe ser “social”, “comprometido”.
Stalin llamó a los escritores “ingenieros del alma”, desnudando la idea de un “arte” al servicio de la construcción del socialismo estatal, un “arte” que glorificara al grupo y combatiera al individualismo, que ensalzara el compromiso social, la solidaridad y expulsara del reino las cuestiones meramente psicológicas e individuales. Hasta el amor debe dejar de ser “romántico” y ser un amor entre dos luchadores sociales (”en la calle, codo a codo, somos mucho más que dos”, dice la canción)  
Los elementos básicos de toda historia social son los siguientes:
-         Existe un colectivo social, los “pobres” que siempre son uniformemente buenos y levemente ingenuos
-         Existe un grupo explotador, los “ricos”, dueños de la riqueza y el poder, que se dedican a conspirar para hacer de los pobres cada día aun más pobres: toda su riqueza se basa en explotar a los pobres ingenuos
-         Entre ambos, hay una gris clase media que se estupidiza viendo televisión basura, envidiando a los ricos y despreciando a los pobres.
-         Existe un joven rico que se enamora de una muchacha pobre. Ella le muestra la realidad que el nunca quiso ver: la pobreza, el hambre, la desesperanza.
-         El joven entra en crisis existencial y rompe con su familia. Conoce a un intelectual, un militante de izquierda que le da una explicación teórico-histórico-materialista dialéctica a su crisis.
-         El joven se hace revolucionario y acompañado de su novia pobre comienza a organizar a los pobres ingenuos del lugar, para que dejen de ser ingenuos.
-         Para ello convence a sus amigos de la clase media de que dejen de mirar TV y se “concienticen”.
-         Se desata una huelga general por tiempo indeterminado
-         Los “ricos” reprimen , por medio de la policía a su servicio a los “pobres”, en especial al grupo que el muchachito ha organizado.
-         El hermano de la novia es asesinado por la policía y el joven es metido preso y torturado
-         El muchachito convence a su padre de que se ha llegado a un limite y que es necesario que los ricos dejen de explotar a los pobres
-         El padre, a su pesar, rompe con los prejuicios de clase, ordena a la policía que no reprima más, se compromete a resolver las demandas de los pobres y, para colmo de bienes, le da su consentimiento al casamiento de su hija con la muchacha pobre
-         Fin

Un mundo en blanco y negro. Una grosera simplificación de la realidad. Personajes cartón pintado. Pero funciona, desde hace cien años, funciona. Salimos del cine dispuestos a luchar por un mundo mejor y nos sentimos infinitamente inteligentes y superiores a los estúpidos que siguen mirando TV basura.
Esa es la magia del arte de izquierda: nos hace sentir buenos y útiles. De un lado está el Mal: capitalismo, grandes empresas, extranjeros codiciosos, financistas, políticos su servicio y del otro, los Buenos: los pobres, los militantes de izquierda, los jóvenes que se concientizan. Todo es claro y evidente, la duda deja de existir, tenemos un compromiso que cumplir, dejamos de ser parte de la gris clase media y nos convertimos, de alguna manera, en redentores que luchan para emancipar a los pobres.

No hay comentarios.:

INTERNET LIBRE

INTERNET LIBRE
LIBRE ACCESO A LA WEB EN CUBA!